jueves, 1 de diciembre de 2016

feliz cumpleaños...

a mi tortuga mágica Selene... cuya alma festeja las alegrías de París y de todos sus sueños cumplidos... porque mereces eso y mucho mucho más. Te amo.



Esta es la historia de dos estrellas mágicas. Pasaron una vida entera buscándose la una a la otra. En cada una de ellas algo vibraba de manera recurrente. Como si el eco de un espacio vacío las llamara a estar cerca. Viajaron galaxias distantes siendo totalmente desconocidas. Pero cuando se encontraron por primera vez no dudaron ni por un instante en abrazarse. Pudieron, con la gracia de Dios, titilar juntas por más de un breve espacio. Y todo se iluminaba a su alrededor, como si el sol fuera más libre solo al escucharlas a ellas largamente dialogar y más de una noche en vela pasar... como si hablaran el mismo idioma y hubieran nacido en el mismo universo alterno.

Pasaron otros tantos años más en que volvieron a extraviarse la una de la otra... la fuerza del cosmos atrajo cada una de sus vidas a su propio destino. Pero al igual que en el pasado, ambas conservaban ése eco, esa tenue vibración... la temperatura cifrada de su amor de hermanas. La huella de su comunión que nada podrá borrar.

Y llegó el día de volverse a encontrar. Al igual que ayer, el tiempo no había pasado ni un momento, no mermó su confianza y comprensión mutua. Se pudieron de nuevo abrazar para esta vez no dejar sus vidas pasar. Porque una certeza comparten: mientras puedan la una en la otra brillar... nunca más volverán a solas estar.



Y tú... ¿cómo celebras la vida?




ABRAZO GIGANTE...
con magia de tortuga.
Selene amada. Gracias...

Feliz diciembre queridas tortugas...
que éste sea un fin de año lleno de 
magia de tortuga.
Amén.


miércoles, 30 de noviembre de 2016

Fidel...

... Castro



Sin duda no es sencillo despedirte. Cuando una persona se diluye en su propia leyenda al punto de ya no poder distinguir dónde empieza él y dónde su leyenda, parece sencillo tratar de poner las cosas en la balanza como si tuviéramos derecho alguno de emitir juicios unilaterales sobre una vida que no hemos sido capaces de afrontar del modo en que el ímpetu de tu carácter nos mostró. 

Es fácil esconderse tras el brillo de tu liderazgo para volverse el cobarde enemigo que no conoce otra senda que la tú mismo marcaste. Cuántas personas han perdido ahora su razón de vivir... Ésas a quienes odiarte, criticarte y desprestigiarte las consumió por completo. Porque quienes en ti confiaron no sentirán tu falta. En vida nos has dado ya el legado que guardaremos en nuestro corazón por siempre. Gracias.


Para mí... será Varadero, el campamento y la ciudad de los pioneros, ese regalo de cielo... una muestra de todo lo que fuiste capaz de construir. Conservaste tu estatura ética incluso cuando la tragedia se volvió inminente. Decadencia que no fue a causa de tu inquebrantable voluntad, fue a causa de la cobardía de las naciones que le cerraron las puertas a la sobrevivencia digna de una isla mágica: solo por haber elegido vivir de un modo diferente. Probablemente porque no ha habido quiénes hayan tenido el valor de construirse a sí mismos con base en utopías y libertad de pensamiento... 

Son inmensas las enseñanzas y también enormes las discrepancias que todavía podríamos discutir. Desde la perspectiva del presente. Estoy convencida de que el futuro no ha sido trazado aún y que serán sueños inimaginados los que logren dar sentido y voluntad a una era consumida en la evasión de todos los placeres y de todas las virtudes. Es decir, un mundo que olvidó el sentido de la belleza. Lo que sí sé es que sin esta Cuba libre que nos brindaste, y sin esta vida tuya que renunciaste, estaríamos todavía mucho más lejos de construir el paraíso con nuestras propias manos.

Gracias por hacernos ver que un mundo diferente fue posible. Uno lleno de conciencia y voluntad. Colmado de esperanzas y fuerte para cumplir sus sueños sociales. Un mundo en que los niños eran libres, escuchados y respetados. Fidel, fuiste un ser extraordinario y la revolución abrió la luz hacia los mundos posibles que no debemos renunciar. Ahora nos corresponde honrar tus virtudes y enmendar tus errores, con profunda admiración.

Un tiempo vacío de futuro... es un tiempo lleno de vida. Es  el tiempo de hacer real el presente. Una manera de tener presente el futuro, de tal modo que cada día se hace realidad de manera cotidiana, es dejar de ver las utopías frente a nosotros, aprender a volverlas realidad en este tiempo, en este día, hoy... sin más disculpas ni más demoras. En eso consiste la verdadera revolución. En comprender que el presente no está al servicio del futuro... un mañana lejano que cada quien sueña acariciar de un modo particular. Atreverse a vivir el presente sin futuro... una mañana intensa y colmada de plenitud en donde todos debemos aprender a compartir y conciliar todos y cada uno de nuestros sueños particulares, sin necesidad de destruirnos unos a otros. 

Un presente sin precio. 



Y tú... ¿cómo te despides de nuestro Comandante?




Descansa en paz.
Gracias siempre.
Un gran abrazo con magia de tortuga pionera...
porque: "pioneros por el comunismo: seremos como el Ché"


miércoles, 23 de noviembre de 2016

confusión...

de adviento...



- Abre los ojos... abre los ojos... a veces lo evidente está a la vista. Pero en otras ocasiones, las más, lo importante está más allá de lo obvio.

- ¡¡¡Qué confusión es esa!!! ¿¿De qué me hablas tortuga??

- Eso mismo. Mi querida mariposa. Las cosas no son lo que parecen. 

- ¿Cómo? ¿las flores no son de esos colores que se confunden con mi piel?

- Para ti lo son. Sin embargo, yo no sé si tú los miras igual que yo. Tampoco puedes decirme ¿por qué se confunden de tal modo contigo que no puedo estar segura de mirarte a ti o mirarlas a ellas?

- Pero yo lo sé.

- ¿Qué es lo que sabes?

- Quién soy yo sin confundirme con las flores.

- Yo también.


Y tú... ¿distingues la esencia de tu ser?



Feliz miércoles
lleno de magia de tortuga...





martes, 22 de noviembre de 2016

el entusiasmo...

de una amistad.



Ésta es en cambio la historia de un viejo rostro que se confunde con un tiempo perdido. Parece que es familiar y siempre se esfuma entre el ímpetu de su necedad. ¿Será temor...? Ciertamente no. Es simple egoísmo ciego. Pero el hada se pregunta ¿por qué me inquieta tanto este rostro cercano? Distraído e incluso confundido. Cuya mirada es al mismo tiempo completamente ajena y desconocida. Es casi una aporía.

Y en medio de esta interrogante el hada se encontró con un búho azul hecho de mariposas... dime amigo que habitas mis sueños: ¿por qué descubro esta sombra en mi acontecer? 

El búho mágico con suavidad y cierta compasión la acercó a un viejo retrato y ella sin esfuerzo sintió ese añejo sentimiento que no cesa. La certeza de su pérdida.

Esa larga ausencia de su mejor amigo... la que cambió su vida definitivamente. El rayo de muerte que partió su alma en dos por siempre. El ángel que la acompaña y cuya partida a la eternidad aún le causa dolor. ¿Es posible? se pregunta ella con extrañeza. Peli amado ¿será que no dejaré de lamentar no poder volver a verte? ¿Será que tendré que ir a tu encuentro?

Ésa es una decisión que escapa a mis manos... y en medio de este lugar que dejó el brillo de la luna en tu rostro, aparece este otro enigmático personaje. Que me llena de entusiasmo sin ser amor. Que me llena de vacío por no ser tú. Que me anima a vivir y compartir aun cuando su amistad me niega una y otra vez. Descubro en él esa luz que era solo tuya y derramaste entre todos quienes fuimos tus amigos entrañables. 

Ahora entiendo porqué rehuyo su presencia y porqué me lastima su consistente indiferencia. A pesar de que cada vez que se cruza en mi camino me colma de alegría y quisiera pasar horas charlando. Como cuando el tiempo se hacía agua cada tarde, baile, plática, café, abrazo, canción, risa, paseo en carro, broma, almuerzo, cena, cassette, queso, pan y vino, luna, concierto, estrella, atardecer, desayuno, Alangasí, chimenena, cerveza, tabaco, pasta, confidencia, carta, guitarra, vela, asado, baileys, sanduche, caminata, blues... pizza, parque, llamada por teléfono, césped, mochila, paseo, Andes, fiesta, libro, chompa, pañuelo, gafas, churos, película, lluvia [tacos, enchiladas y chilaquiles] Fito, cumpleaños, helado, graduación, 15 años, música, tarde melancólica, siesta, centro de Quito, bus, mirador, navidad, año nuevo, aeropuerto y flores...

¿Y si aprendo a dejarte partir de mi mirada? es muy probable que tú también logres descansar en paz en ese lugar mágico en el que espero te encuentres. Desde el cual puedas seguir riendo de las aventuras de la tortuga mágica... y cubriéndome con tu manto de protección que siempre me arropó cuando estabas vivo. Recordándome una y otra vez el verdadero sentido y significado del amor.


Y tú... ¿en quién confundes la presencia de tus almas ausentes?



En honor a las amistades
que ni la muerte puede borrar
junto con la certeza
de que tus manos
casi iguales a las mías
no dejarán de sostener mi alma.
Es por ti que aún respiro
a pesar de que te llevaste
un inmenso lugar de mi corazón.
Gracias.







aventuras de la tortuga mágica...

Esta es la historia de dos tímidas tortugas que caminaban entretejiendo los árboles bajo sus ramas cubiertos por un sobrero de lluvia...

No sabían de su existencia aun cuando habían recorrido senderos similares en galaxias muy lejanas. Hasta que llegó un día en que un azar los hizo coincidir un tiempo breve. 

Se reconocieron casi al unísono, hablaban el mismo idioma y no tuvieron problema alguno para comunicarse y sentirse seguras como si fueran sido amigas desde tiempo atrás, sin embargo supieron muy poco de ellas mismas. Hay ocasiones en que es suficiente poder hablar de las cosas que de verdad te unen para recordar que no estamos solos en nuestros mundos. 

Entre los aprendizajes de esta visita a lugares desconocidos, llena de magia de tortuga, guardaron en su caparazón el despertar de la posibilidad de una vida diferente, la conmoción de un corazón que todavía puede latir a pesar de haber estado roto en mil pedazos, la esperanza de que todavía nos queda un poco de osadía para arriesgar un dulce aliento de nuestra voz.  

El espejo de los años ya no merman la certeza de un futuro soñado. Las heridas cierran sin esfuerzo y, como un viento suave de mar, la sonrisa se desdibuja sin temor alguno. Así fue como cada una regresó a su tiempo de vida, llenas de ánimos renovados y con la certeza de haber descubierto una buena amistad.

Tras los largos meses de incertidumbre sobre en quién nos hemos convertido, al fin llegó la noticia, junto con la ternura del atardecer, de que nuestra tortuga mágica se ha vuelto otra. Tan distinta de quien fuera que, con sorpresa y cierta mesura, se empieza a acostumbrar al nuevo color de su piel. Y empieza a reconocerse en su nuevo caparazón. Como si la carga pesada de su condena se tornase en alas de sol para comenzar a vivir el sendero que siempre le correspondió.

Se disipan todas las dudas de su existencia. Empieza a sacar de los cajones del ayer los sueños de su mente que laten en su cerebro. Las nuevas tareas se enlistan con forma de un cúmulo de historias que contar. Y en el corazón guarda la ilusión de un rostro aún desconocido... casi por llegar. 

No pudo imaginar cuánto sus anhelos y necesidades cambiarían. De pronto sus certezas se han hecho otras y las motivaciones de ayer dejaron de ser para dar cabida a un nuevo ethos, más propio, más próximo, sereno y sin ambición alguna.



Y tú... ¿te dejas sorprender por el nuevo espejo de tu ser?



Feliz semana corta de noviembre
y mil abrazos llenos de mágicas
sonrisas de tortuga...
Gracias.


domingo, 20 de noviembre de 2016

domingo...

de coronación...



Y es el tiempo de bailar para abrir las puertas al amor, a los placeres, las sonrisas y las alegrías por venir. 

El juego de la seducción se desenvuelve en los territorios en donde el cuerpo se puede expresar con mayor libertad, a saber, bailando... la danza kuduro... cuando se vaya la luz... y suba la bilirrubina...

Qué mejor manera de entregar una nota de amor... como un buen torero... al ritmo de una cumbia céltica sin miedo a la gozadera... que procura... acercarnos a la madre tierra... cuando es tiempo de echarlo a cara o cruz... sin temer ser dancing Queen... en medio de una fiebre de sábado por la noche stayin' alive... 

Si no quedan vasos vacíos... en el momento de celebrar la vida es un carnaval... convencerte quizás de que quieras take a chance on me... y decir here I Am  para caminar junto a sultans of swing... porque I just can't get enough... 

Además friday I'm in love... y es el día que gusto por la vida loca... como cuando she bangs... entonces lo haré por ti... si logras mirar hasta el fondo de mis ojos así... y con suerte... podrás sentir  cuando te beso... 



Y tú... ¿eres mi sueño?


Abrazo lleno de magia de tortuga
y podamos decir bésame...



sábado, 19 de noviembre de 2016

de amores...

y pasiones... porque es fin de semana romántico y no solo de filosofía vive el hombre... ni la mujer.

Ahora bien, no todo romanticismo está siempre acompañado, es decir, a veces es un poco nostálgico porque la persona que nos inspira está lejos... y nos invade más bien la duda de si acaso guarde en su caparazón una esperanza  para nosotros.

De cualquier modo, podemos ser románticos en plena soltería. Quizá es cuando más nos invade cupido y el suspiro por el abrazo deseado... en el umbral de lo aún por venir.

Tras un hermoso sol de atardecer, luego de largos días de lluvia, ayer llegó el viento con la fuerza de las olas del mar entonando el despertar de las campanas. Toda la noche me acompañó el arrullo del canto de los árboles bajo la luz de la luna y las estrellas. Y dulces sueños se bordaron mientras dormía...

Así que hice una selección de canciones que pueden acompañar, alimentar y hacer gozoso nuestro romanticismo. Definitivamente la música es el lenguaje del amor... De ahí que el baile sea uno de los más bellos preludios del placer.

Siendo así, antes de sumergirnos en las mieles habrá que detenernos en una melódica reflexión sobre la belleza... A veces, un encuentro afortunado nos conmueve justo en medio de nuestros mayores desalientos... como si quien nos cuida en el cielo supiera mejor que nosotros dónde se cosecharán nuestras futuras alegrías... amor del bueno....

Y si de propuestas atrevidas se tratase, creo que esta noche... Luis Eduardo Aute atina en su inspiración. Ciertamente... con la anticipación de luis miguel...

Si hemos aceptado visitar la guarida del otro, visitar su ethos, una vez raptados por los designios del corazón no habrá otra cosa mejor que decir amarte es un placer... Y entonces... no quedará otro remedio que enredarse... hoy...

Quizá entonces sea el tiempo de hacer una petición de principio, no al pie de la letra, pero sí con el ímpetu y el espíritu de "intentar ser uno mismo" y construir una vida de amor que solo compita con la muerte, un convivir que nunca se conforme con convencionalismos ni autocomplacencia alguna... contigo... Niña Pastori

Lo cierto es que cuando se trata de amar, debemos confesar que, al final de cuentas solo josé...josé... logra hacer hervir el pequeño, o gran, romántico que todos llevamos dentro.

Y claro, en la vida real... la torpeza, la premura, el nerviosismo, la interrogante, el miedo y la timidez de nuestro ser mortal, además de los inconvenientes prácticos de la cotidianidad, estar a punto de caer en un resfrío, el agotamiento de vida, la conmoción, la incertidumbre de la partida o la simple parálisis ante la sorpresa... son poco propicios para el romanticismo... sin por ello dejar de ser momentos que se viven con todo el corazón... y si te quedas ¿qué?...

Precisamente por eso nos enamora el amor... porque nos permite acariciar el sueño de nuestra inmortalidad y llegar a la cima del cielo...



Y tú... ¿con música quieres amar?


Fuerte y romántico abrazo
lleno de magia de tortuga enamorada.
¡Feliz fin de semana!


Breve acotación: una disculpa por la propaganda forzada de la plataforma de youtube que tampoco le va al romanticismo; y una aclaración obligada: nos referimos al romanticismo que evoca al romance... a las mieles del enamoramiento y no al ideal trágico del amor romántico de antaño que no se llega a concretar, se alimenta de carencias, de sueños destinados a nunca cumplirse y sublima la posibilidad misma de amar.